GUÍA PARA EL PEOR DRAMATURGO DEL SIGLO XXI

Imagen

GUÍA PARA EL PEOR DRAMATURGO DEL SIGLO XXI

(o Cómo un decálogo se convirtió en heptálogo)

(o Cómo hacer que tus obras molen a la peñita del mundo loco en el que vives)

 

1-Engulle todo lo que te pase por delante, nada es en vano. Hasta la eterna inspiración queda interrumpida por parpadeos inoportunos. Tus ojos, tus oídos, (tu olfato, tu(¿TENGO QUE DECIRTE LOS CINCO? Si realmente necesitas que te escriba cada uno de ellos, no sigas leyendo)Tu percepción de las cosas: tu mundo interno jugando al balón prisionero con la otredad.(Ve pensando en metáforas mejores que esta, ¿no se te ocurren? ¡Te dije antes que no siguieras leyendo!)

2-Tus palabras son lágrimas de Dios lloviendo entre dunas. No sólo de desiertos vive el hambre, ¿has oído hablar de las playas? Deja tus nubes sueltas, ellas son la diferencia entre tus sentidos y todos los demás.

3-Imagina donde no hay, pon donde no se note. Teje conspiraciones de hilos nobles y disuasorios, ver no es mirar: mirar esconde paranoia. Siente, conoce, descifra y utiliza los miedos y afecciones del alma humana. Reparte tu  mierda en pequeños sobrecitos, de bello y mecanizado diseño. Las miserias humanas mueren un poco cada vez que son evocadas ante alguien (Y tú eres un artista, ¡¡no te olvides de lo increíblemente útil que eres para la sociedad!!) (El mundo te necesita, tú obra será el condón que separe tu cerebro infecto de los miles de ojos que quieran verte: acaricia insistentemente las mentiras que laten bajo sus pieles hidratadas de personas normales.)(Toma ya…)

4-Haz caso a tus instintos, todo depende de lo bien que respondas a los impulsos de tu ego. Hipoteca tus velas a su viento. El cliente siempre tiene la razón, en este caso el cliente es tu yo y la razón es tu maravilloso y peculiar idiolecto.(¡HOY SÍ SE FIA! ¡Corre a hacer lo que te dé la gana!)

5-No cedas un milímetro ante tu individuo huidizo y antisistema. Tu yo está encerrado pero hemos decorado la celda con pósters de Viajes  Marsans. El cliente siempre tiene la razón, en este caso el cliente es el proyecto y la razón es la idea. (“Compromiso y tú”, una historia de amor.)

6-Nunca te atrevas a escribir un decálogo como éste, eres el óxido de tu infancia caducado. Sólo sientes los pocos años que tienes cuando te olvidas de lo que jamás has escrito o escribirás.

7-Supérame. Tu decálogo será sólo el primer escalón, sigue bajando, aquí abajo están las pieles muertas de los últimos que se atrevieron a tocar el cielo con los pies. (¿Huele a azufre? Lo estamos arreglando. ¿Dónde coño se habrá metido el fontanero? ¿Le has subido las bragas a tu madre?)… Bah! Olvídate, aquí estarás más calentito. Aquí sólo te acuerdas de tus palabras.

(…en FIN…)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s